Susurros melódicos

La música, ese arte de combinar los sonidos en una secuencia temporal atendiendo a las leyes de la armonía, la melodía y el ritmo, y que por lo general producen un efecto estético o expresivo y resultan agradables al oído, no podía faltar en un sitio como este. Aquí les dejo algunas melodías de antaño y más recientes para endulzarles el oído o alimentar sus añoranzas. También pueden subir letras de canciones de amor que les hallan marcado.

Les propongo la primera melodía en voz de Salvatore Adamo un cantautor italo-belga que tuvo gran éxito comercial durante los años 1960 y 1970, principalmente en Europa y América Latina.

(Canción: Es mi vida)

 

Hoy les propongo dos bellas canciones en la voz de Pablo Alborán, cantautor y músico español, pero primero vamos a conocer algunos detalles de su vida:

Desde muy pequeño, empezó a manifestar un gran interés por la música, por lo que recibió clases de piano y de guitarra. De esta última aprendió tanto guitarra clásica como también acústica y flamenca. Hizo también clases de canto con prestigiosos profesionales, tanto en su ciudad natal como en Madrid.

Su precoz afición por el mundo de la música lo demuestra también el hecho de que, con tan sólo 12 años, compuso ya sus dos primeras canciones, conocidas por hallarse incluidas en su priner disco. Se trata de los temas “Amor de barrio” y “Desencuentro”. Por aquéllos tiempos, el jovencito Pablo actuaba de vez en cuando en un restaurante malagueño, donde se le conocía con el nombre de “El Blanco Moreno”.

Pero Pablo empezó a ser conocido por el público a partir del momento en que empezó a colgar vídeos de sus canciones en internet, en Youtube. A pesar de que ya con el primero empezó a destacar, realizándose del mismo más de 2 millones de reproducciones, el que puede decirse que le lanzó a la fama fue el single “Solamente tú”, que, poco después de ser colgado en la red había conseguido ya nada menos que 70 millones de copias.

Un hecho decisivo en el lanzamiento a la fama de Pablo Alborán fue el conocer al productor Manuel Illán, y, a través de éste, a la cantante Diana, que desde el momento en que oyó al cantante puede decirse que se convirtió en su mecenas.

(Canción: Quién)

(Canción: Recuérdame)

 

Polo Montañez y su novia Adis García

Hay cosas dolorosas en la vida que suceden yo no sé… esta es una historia de amor que no culmina como los ensueños de Disney, sino con matices tristes, pero está llena de hermosas lecciones de amor, la más importante, que nunca es tarde para ser feliz y hacer realidad tus sueños y que siempre, siempre hay un alma gemela, el amor ideal esperando por ti.

Hallé una flor un día en el camino, que apareció marchita y deshojada, ya casi pálida ahogada en un suspiro…

«Él describe exactamente cómo era yo cuando me conoció», cuenta Adys. «Había terminado una relación bastante difícil, de muchos años, y estaba deshecha. Sus primeras palabras cuando me enamoró fueron: “Yo te voy a enseñar que la vida no es solamente esto”. Y fue verdad, porque me convirtió en una mujer muy feliz. Polo era muy alegre y siempre estaba haciéndome reír con sus ocurrencias».

Adys trabajaba de mesera en La Casona, una paladar de la ciudad de San Cristóbal, famosa por la exquisitez de su comida criolla, donde Polo Montañez frecuentaba con su guitarra y una maleta de casetes con canciones de la Década Prodigiosa. Al cantautor prácticamente no lo conocían en Cuba. Ni siquiera había actuado en La Habana. Con su grupo amenizaba los almuerzos para turistas que subían a la Sierra del Rosario, a Las Terrazas.

«Hacía casi un año que habíamos comenzado nuestra relación. Recuerdo que acababa de llegar de Las Terrazas, se sentó en el borde de la cama con una guitarra vieja, la primera que tuvo, y me dijo: “Nené, mira la canción que te estoy haciendo”, y me cantó las primeras estrofas».

Días después, Polo estrenó Flor pálida en La Casona, en la víspera del Día de los Enamorados, el 13 de febrero de 2001, justo la fecha del cumpleaños de Adys, y ante un grupo de amigos que organizaron una fiesta para ella.

«Tuvo que cantarla dos veces porque la gente se lo pidió», no olvida Adys.

Aquella flor de pétalos dormidos, a la que cuido y con toda el alma, recuperó el color que había perdido, porque encontró un cuidador que la regara.

En la entrevista que me concedió para mi libro Café amargo con salvia, Adys García narra: «Mientras yo trabajaba en La Casona, él deambulaba por San Cristóbal visitando amistades y siempre esperaba, sentado en la paladar, a que yo terminara, lo mismo a la una que a las dos de la madrugada. No tenía carro y andábamos por la calle lo más tranquilos del mundo…»

Suele asegurar que aquel tiempo fue el más feliz de su vida amorosa. Adys realizaba una ardua faena en la paladar. Polo recibía pocas propuestas de trabajo como artista profesional. Una madrugada la sorprendió con un detalle. Cuando llegaron al apartamento donde vivían en aquel entonces, ella encontró toda la ropa planchada y organizada en percheros. Él lo había hecho, arrodillado junto a la cama. En las mañanas le llevaba el café a la cama, y bien entrada la noche, después que ella se bañaba para irse a dormir, le daba masajes en la espalda y en las piernas, para ayudarla a recuperarse del cansancio.

De aquella flor hoy el dueño soy yo, y he prometido cuidarla, para que nadie le robe el color, para que nunca se vaya.

Meses después de Flor pálida, Polo Montañez compuso su segunda canción inspirada en Adys, donde la define suave y divina. Suave y Divina, entra en mi pecho, me abre el corazón y le deja el calor tibio de un beso.

A solicitud de Polo, Adys deja su trabajo en La Casona. La vida da un vuelco de 180 grados para él. Precisaba más de ella, y tampoco podría seguir aquella ruta de noctámbulo enamorado.

Vive, como una palomita blanca vuela libre, y yo siento cómo lo va abarcando todo en mi interior, tanta ternura que no puede ser posible, que pueda haber un hombre más feliz que yo.

El sello discográfico Lusáfrica saca al mercado en Colombia el primer CD del artista, Guajiro natural, el otro sobrenombre con el que se le conoce. Diez semanas consecutivas en el primer lugar de ventas. Se convierte en el tercer cubano ganador de un Disco de Oro. Luego recibe el de Platino. Irrumpe en el escenario nacional. Con un solo disco y en un tiempo digno del libro de récords Guinness, Fernando Borrego Linares escaló a la popularidad. Abundan contratos de trabajo en Cuba y el exterior. Lo persiguen periodistas, productores de televisión y empresarios. Lusáfrica produce su segundo CD, Guitarra mía, en el que incluye las dos canciones inspiradas en su compañera Adys García.

En el accidente que provocó la muerte de Polo Montañez, también falleció Mirel, el más pequeño de los dos hijos que tuvo Adys García con su anterior esposo. Desde aquel fatídico noviembre del 2002, hace 12 años, Adys es la flor marchita, casi pálida, de la canción que reverdeció Marc Anthony.

Fuente: http://www.juventudrebelde.cu/cultura/2015-01-03/la-musica-fue-la-culpable-de-todo

 

La propuesta de hoy es la archiconocida canción ¨Yesterday¨  de Paul McCartney

La canción llegó en un sueño a Paul McCartney en una noche de 1963 en Londres. Dos años después pudieron grabarla.

Esta pieza musical cuenta con más de seis millones de emisiones en radio en los Estados Unidos. Según el libro Guinness Records es la canción con mayor transmisión de radio en el mundo. Además, es la canción más versionada en la historia de la música popular con unas 1600 interpretaciones diferentes. La Broadcast Music, Inc. (BMI) afirma que, en el siglo XX, la canción fue interpretada cerca de siete millones de veces. Como si esto fuera poco, el tema fue elegido por la revista Rolling Stones y la cadena MTV como ‘La mejor canción de la era Moderna de la Música Pop’.

Yesterday tiene la reputación de ser hermosamente sutil y una de las mejores baladas melancólicas de McCartney. El cantante de 74 años dijo que la canción vino a él mientras dormía una noche de 1963 en Londres. En ese entonces tenía 24 años y vivía en el ático de la casa de cinco pisos de su novia Jane Asher.

El intérprete de My Valentine recordó que le gustaba mucho la casa de su novia porque su entonces suegra, Margaret Asher, profesora de la Royal Academy of Music, había creado un ambiente cálido para su esposo y sus tres hijos. “Yo en verdad disfrutaba estar en esa casa”, expresó McCartney.

En ese ambiente, el joven británico despertó una mañana con la melodía en la cabeza, corrió al piano y empezó a tocar. Luego grabó la melodía para que no se le olvidara, pero pensó que alguna vez la había oído de un jazz que escuchó con su padre. Estaba preocupado de que fuera un plagio.

“Durante cerca de un mes fui a ver gente del negocio de la música, preguntándoles si conocían esa melodía. Fue como si hubiera encontrado algo que debía entregar a la policía. Pensé que si en unas semanas nadie la reclamaba entonces sería mía”, dijo McCarney para la biografía de The Beatles que se publicó en el año 2000.

La canción tenía el título de “Scrambled Eggs” (Huevos revueltos) mientras encontraba la letra y un título más adecuado. “Lo primero que hice con la melodía fue verificar si no tenía dueño, y la gente me dijo: ‘No, es encantadora, y estoy seguro de que es toda tuya‘. Me tomó un poco de tiempo asegurarme que no pertenecía a alguien, pero como un buen buscador, finalmente la reclamé como mía; al principio no sabía qué letra adaptarle. Un día mientras la tocaba mi mamá me preguntó si quería huevos revueltos de desayuno. Así que bauticé la canción con esa frase y luego improvisé una línea “Oh bebé, cómo me encantan tus piernas””.  

En1965, McCartney y Asher viajaron a Lisboa (Portugal) para pasar unas vacaciones y durante un trayecto camino al aeropuerto McCartney terminó de escribir la letra de la canción.

John Lennon comentó en alguna ocasión que la canción estuvo yendo y viniendo durante algún tiempo: “La canción estuvo en todos lados varios meses antes de que estuviera lista. Cada vez que nos reuníamos para escribir canciones destinadas a una sesión de grabación, reaparecía una vez más. Ya casi la teníamos lista. Paul escribió casi toda la letra, pero no encontrábamos el título adecuado. Decidimos que el título solo debía tener una palabra, pero no encontrábamos ninguna adecuada. Una mañana, Paul se levantó, completó la letra y encontró el título. Me entristeció un poco haberla terminado, porque tuvimos muchos momentos divertidos a su costa”. 

Fuente: http://www.semana.com/cultura/articulo/cancion-de-paul-mccartney-yesterday/505627

Canción Yesterday (instrumental)

 

¡Ha muerto un grande de la música romántica! ¡Charles Aznavour! ¡! Y Sueño de Amor brinda en homenaje apuntes de la biografía  del que fuera considerado ¡El rey de la música francesa! Nació en París en el año 1924- Este cantante, compositor y actor de cine francés de origen armenio dijo de sí mismo, en su autobiografía Aznavour por Aznavour, que la belleza de su música no estaba tanto en la voz como en la propia canción. La primera de sus múltiples facetas en la que halló reconocimiento fue la de la composición, cuando Edith Piaf solicitó sus servicios: temas como ¨Es tan triste Venecia¨ o ¨Ella¨ lo lanzaron a la fama. Posteriormente logró trabajar en los teatros musicales de París, y su fama fue creciendo hasta llegar al cine, donde participó en memorables filmes como La cabeza contra el muro (1959), Tirad sobre el pianista (1960), El tambor de hojalata (1979) y Edith y Marcel (1983). En 1992 protagonizó la serie televisiva El chino; cinco años después fue galardonado con un César de honor por el conjunto de su carrera.

Charles Aznavour estudió declamación y canto. Ingresó luego en la Escuela de Julien para artistas de music-hall y en 1942 empezó a ser conocida su labor como compositor: trabajó con artistas como Pierre Roche, Mistinguette, Maurice Chevalier, Breton y Edith Piaf, que lanzaron sus primeras canciones a la popularidad. Con esta última permaneció casi nueve años, como chófer, mozo de comedor y secretario. Cosechó grandes éxitos, especialmente en Canadá y en Estados Unidos de América entre 1946 y 1948, pero regresó a París, siguiendo el consejo de Edith Piaf. En 1956 triunfó clamorosamente en un recital en la sala Olympia de la capital francesa.

Charles Aznavour se mantuvo en activo durante décadas en sus múltiples facetas. Siempre solidario, tras el terremoto de Armenia de diciembre de 1989 colaboró con los damnificados desde la fundación que creó al poco tiempo de producirse la catástrofe. En 2001 trabajó en la película francesa Angelina, rodada en Praga, y en 2004, con 80 años, protagonizó una nueva versión cinematográfica de la novela Papá Goriot de Honoré de Balzac, rodada en Rumanía. El rey de la canción francesa, junto a la voz del son, Compay Segundo, grabaron en 1999 Morir de amor, tema incluido en el álbum del músico cubano Calle salud. En los años siguientes siguió colaborando con Compay y otros músicos cubanos.

En 2005 salió a la venta un triple CD que repasaba la trayectoria musical de sus seis décadas de carrera (durante la que había compuesto casi ochocientas canciones), y nuevamente en 2007, bajo el título Charles Aznavour, se publicó la antología más completa del cantante francés en formato DVD.

Fuente consultada: https://www.biografiasyvidas.com/biografia/a/aznavour.htm

No podían faltar canciones icónicas que lo llevaron al estrellato en el panorama musical como estas joyas que les dejo aquí…

Canción:  Buen aniversario

Canción: Quién

Canción: Venecia sin ti

3 comentarios

    • Chikungunya en 31 julio, 2017 a las 11:51 am
    • Responder

    Hermosa canción.

  1. Oye no habia visto esta sección, muy sugerente las canciones que propones.
    Me encanta Flor Palida..
    Un abrazo amigo

    1. Un abrazo entrañable para ti Marvely, sabes, a menudo me vienes a la mente y siento deseos de conversar contigo, te estimo mucho y es una lástima que aun no te haya conocido en persona, eres especial porque así lo refieren quienes si han tenido ese privilegio y estoy convencido que tantas voces no se equivocan. Pero bueno la vida es larga y sé que en algún momento nos sentaremos a conversar en un recodo del camino.

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.